22 de julio de 2015

Hoy me siento...





Hace una semana o así colgaba una entrada sobre una mala entrevista que tuve. Pues bien, una semana después he empezado a trabajar en otra empresa. He encontrado trabajo sorprendentemente rápido, aunque ya me decían en la uni que con matemáticas te metes en todas partes.

El caso es que ha sido el típico primer día. Mucha gente nueva cuyos nombres no recuerdo, muchos momentos de espera mirando el falso techo hasta que llega el supervisor, y muchas cosas que no tienes ni idea de cómo hacer aunque son una tontería.

El caso es que me han confiado un proyecto para mí solito y me parece que es un tanto demasiado importante para mi experiencia laboral en el sector, que es nula. Así que en parte estoy emocionado y en otra gran parte abrumado. Es un proyecto que, sin ser trascendental, supondrá una inmensa mejora y ahorro para la empresa.

Eso así para empezar, por haber estudiado mates. Y ni siquiera me acuerdo de cómo se llama el que me lo ha explicado.


6 comentarios: